mayo 22, 2024

El vestuario del Barcelona zanja la polémica entre Gündogan y Araujo | Fútbol | Deportes

Ilkay Gündogan habló primero. Ronald Araujo contestó. Tras el intercambio de opiniones y un día de descanso, el grupo azulgrana se reencontraba en la Ciudad Deportiva para entrenar este viernes, primera toma de contacto también para ambos jugadores desde la derrota del Barça contra el PSG. “El estado de ánimo es bueno. La sesión de entrenamiento fue bien. Estamos mirando hacia adelante”, compartió el jugador alemán a ESPN. “Creo que así es como los equipos más exitosos se desarrollan y mejoran, comunicándose, mirándose a los ojos y hablando para el beneficio de cada persona. Pero al final del día, el objetivo final es el beneficio del club”, añadió el centrocampista para zanjar la polémica. No hay división en el vestuario, tan solo el ruido de fuera que se cuela entre las taquillas. Eso aseguran los protagonistas.

“Unión” y “familia”, resaltó una y otra vez el capitán Sergi Roberto a los micrófonos de Movistar este viernes. “Las declaraciones han sido más ruido externo que problemas dentro del vestuario. Nosotros estamos muy unidos”, concedió, sonriente y pragmático, con la intención de cerrar polémicas y poner sobre la mesa la importancia sobre el próximo Clásico del domingo, a las 21.00 (Movistar LaLiga). “No busquen problemas donde no los hay. El equipo está muy unido. Lo que ha pasado no va a cambiar nada”, sentenció. Y Gündogan ya piensa en más allá de la polémica. “Toda la frustración y la decepción que ha provocado este último partido contra el PSG es algo que podremos aprovechar todos los futbolistas, sobre todo los más jóvenes, para hacerlo mejor”, aseguró el jugador alemán para los medios del club.

Y Jules Koundé siguió a sus compañeros en declaraciones a TVE: “El tema está cerrado, estamos unidos, como siempre. Todos tenemos las mismas ganas, queremos ganar y tenemos los mismos objetivos”. “El vestuario está tranquilo, lo hemos hablado entre nosotros, y el tema está cerrado. Creo que Ilkay no quería hacer ningún daño, y Ronald lo ha entendido después de hablar”, continuó el defensa para DAZN. El capitán y guardameta azulgrana Marc-André ter Stegen también habló con Movistar de la comunicación en el vestuario: “No hay ningún problema. Nosotros hablamos en el momento. Hablar de las cosas siempre soluciona el tema antes de que sea mayor, tratamos las cosas así”.

El suceso polémico, una tarjeta roja y expulsión en el minuto 29 de la vuelta de cuartos de final de la Champions League en su desasosiego por parar a Bradley Barcola. Para Xavi Hernández y Araujo, excesiva. Y Gündogan, al ser preguntado por la acción, se mostró analítico y crítico. “Gündo, lo que hizo, fue explicar lo que pasó en el partido, pero sin ninguna intención de señalar a nadie”, despejó Sergi Roberto. “No es necesaria ninguna reunión. Se ha hablado, por supuesto, sobre todo por el ruido externo, para aclarar que no hay ningún problema entre nadie. He leído que había división en el vestuario, pero ni mucho menos”, constató el capitán.

Entre el cruce de declaraciones tras la derrota y expulsión de la Champions, el foco recaía sobre la polémica entre ambos jugadores. Carles Puyol, exazulgrana y excapitán culé, fue preguntado por el asunto. “Creo que cada uno es libre de decir lo que cree. Yo soy partidario de que las cosas que se tienen que hablar, se hablen dentro del vestuario”, confesó Puyol delante de los medios en un acto organizado con motivo del encuentro entre el Barcelona y el Real Madrid este domingo. Pero defendía Puyol: “Muchas veces se le da más repercusión desde la prensa. Hay que intentar no decir muchas cosas fuera, porque luego se pueden interpretar de muchas maneras, pero creo que [Gündogan] da una opinión sin mala intención”. También analizó la acción que dio una roja directa al defensa culé contra el PSG. “Respecto a la jugada de Araujo, defender no es fácil. Es una acción muy rápida, comete falta y el que estoy seguro de que no quería hacerla es Araujo. Son cosas que suceden en el fútbol”.

Con el asunto zanjado, el domingo el FC Barcelona se enfrenta a otro reto: el Madrid. “Tenemos que sacar una victoria, y vamos al Bernabéu para ello”, aseguró Koundé a la televisión pública. “Estamos preparados para el domingo, y para pelearlo como si fuese una final”, añadió Sergi Roberto por su parte. Y Gündogan, en mitad del ruido, lo tiene claro: “Viene un partido enorme, de los más grandes del mundo. Tenemos muchas ganas. Es un privilegio jugar el Clásico estando con el Barça”. El foco está decidido, y el vestuario despejado.

Puedes seguir a EL PAÍS Deportes en Facebook y X, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.