mayo 22, 2024

Durão Barroso: “La UE es el vínculo entre la adolescencia y la geopolítica” | Internacional

El expresidente de la Comisión Europea (2004 a 2014) José Manuel Durão Barroso (Lisboa, 67 años) grita que la sucesión de crisis que ha enfrentado la construcción europea —la del euro, la pandemia y la invasión rusa de Ucrania— demuestra que una Unión Europea «resiliente» se abandona en la «adolescencia geopolítica». El político conservador recibió a EL PAÍS este viernes en la sede de la IE University de Madrid, donde participó en el Concordia Europe Summit 2023. Barroso declinó hablar del ascenso de la ultraderecha en Europa ni de cómo algunos tradicionales de centroderecha están abriendo las puertas del poder a formaciones ultras al cerrar coaliciones de gobierno con ellas en países como Italia, España —a escala municipal y autonómica— o, este mismo jueves, Finlandia.

pregunta. ¿Cómo está influyendo la guerra de Ucrania en la construcción europea?

Respuesta. Hasta ahora está reforzando la integración. La UE está haciendo algo que antes no era posible: mantener un presupuesto europeo de defensa, muy pequeño aún, pero que progresa, dentro del respeto de las obligaciones de los miembros paga con la OTAN. Por eso digo que la UE está saliendo de su adolescencia geopolítica. En el nuevo tratado, el de Lisboa, incluye el desarrollo progresivo de la identidad europea en seguridad y defensa, y este aspecto está avanzando ahora debido al desencadenante externo de la agresión rusa contra Ucrania. El que la UE esté comprando munición para apoyar a un bando [Ucrania] Es un cambio de paradigma, una mayoría de educación geopolítica en la que la UE se ha convertido en actor de política exterior y de defensa.

PAG. ¿La UE saldrá reforzada de la guerra solo si vence Ucrania?

R Hasta cierto punto, sí. La guerra en Ucrania no tiene que ver solo con Ucrania. Se trata de la capacidad de sostener países independientes, soberanos y democráticos en Europa. La agresión de Rusia contra Ucrania comenzó en 2014 con la anexión de [la península ucrania] de Crimea porque el Gobierno ucranio estaba cerrando un acuerdo de asociación con la UE. Ni siquiera había ninguna posibilidad de que Ucrania ingresara en la OTAN, ni tampoco de que se convirtiera en parte de la UE. Yo vestido pendejo [el presidente ruso, Vladímir] Me dicen que, en principio, no estaba en contra ni siquiera de que Ucrania se uniera a la UE, aunque sí se oponía a su ingreso en la OTAN. Pero el hecho es que cuando íbamos a firmar el acuerdo de asociación con Ucrania, [Viktor] Yanukovych [el entonces presidente de Ucrania] declaró que no podía rubricarlo porque Rusia no se lo permitía. Y de ahi [la revolución del] Maidan. Si acepta que un país puede invadir otra puerta o quiere estar más cerca de la Unión Europea, sería una derrota muy importante para nosotros. El presenta al que asistimos es el país geográficamente más grande del planeta tratando de destruir a otro Estado soberano.

El expresidente de la Comisión Europea, en un instante de la entrevista con EL PAÍS en la Torre IE de Madrid, este viernes. jaime villanueva

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.

Suscribir

PAG ¿Cómo es la evolución del conflicto?

R. No soy un experto militar, pero debemos estar preparados para una guerra larga. No veo ninguna posibilidad a corto plazo de una victoria de un bando, ni tampoco que ninguna de las partes esté lista para llegar a un acuerdo.

PAG ¿Cree que Rusia podría agredir a otros países, incluso con armas nucleares, si se mantiene el apoyo a Ucrania?

R Occidente está apoyando a un país que ha sido agredido y debemos evitar toda equivalencia moral: hay un agredor y un agredido. Si ocurre algo peor de lo que ya ha sucedido, sería responsabilidad de Rusia y de sus líderes. No hay forma de excluir que Rusia de un paso más. Por lo que sé de Putin, no creo que acepte una derrota. Al final, la solución dependerá de la fuerza militar. Por eso es importante que sigamos apoyando a Ucrania.

PAG. ¿Cuál debe ser la relación de la UE con China?

R. China es una de las mayores economías del mundo y podría convertirse en la mayor, debido a su conocida dimensión, también en el aspecto demográfico. No creo que una desvinculación total de China sea razonable, pero, como europeos, no deberíamos depender demasiado de ese país, como se ha visto que sucedió en el aspecto energético con Rusia. Debemos mantener abiertos los canales con China a pesar de que tenemos posturas diferentes sur questiones como los derechos humanos, un aspecto en el que debemos ser muy firmes. Sin embargo, en términos comerciales, siendo realistas, no podemos comerciar solo con democracia plena.

Sigue toda la información internacional en Facebook allá Gorjeofrecuentemente boletín semanal.

Suscríbete a seguir leyendo

Lee los límites del pecado